Enrera

¿Es necesario avalar personalmente la financiación empresarial?


Generalmente, todas las empresas o autónomos tienen necesidades de financiación, y el hecho de pedirlo a terceros siempre acontece un riesgo muy específico que se tiene que saber gestionar adecuadamente.

Si tienes una pequeña empresa es frecuente pensar que no tienes más remedio que mezclar tu patrimonio personal con el de la sociedad. Desde nuestro punto de vista es un gran error puesto que, a diferencia de los autónomos, los socios de una sociedad limitada limitan su responsabilidad, y no tendrían que poner en riesgo su patrimonio personal durante la actividad empresarial.

Así pues ¿Por qué avalar personalmente un préstamo de una sociedad?

Ante necesidades de financiación es habitual ir a un banco, y también es muy habitual que durante el proceso de negociación la entidad bancaria pida un aval. Es importante explicar que, sin ánimos de perjudicar la imagen de ninguna entidad bancaria, la negociación de financiación muchas veces puede es abusiva, pues el negocio de los bancos es prestar dinero, y que la obligación del banquero es asegurarse que el dinero se volverán. Es decir, los bancos minimizan su riesgo.

Un golpe entendido esto (no me dicho nada nuevo), cuando vamos a un banco tenemos que ser pro-activos y presentar un plan de viabilidad que demuestre la viabilidad de nuestra empresa o negocio. La posición correcta desde el inicio de cualquier negociación con una entidad bancaria es que nuestra empresa es 100% auto-sostenible y viable por si mí misma, y que en ningún caso se tiene que mezclar el patrimonio personal con el riesgo empresarial.

Minimizar el riesgo no es una preocupación exclusiva de los bancos, puesto que muchos empresarios tienen varías sociedad para proteger su patrimonio personal fruto de su éxito empresarial. Muchos empresarios tienen una sociedad patrimonial para gestionar sus locales, pisos, terrenos o naves industriales y por otra banda tienen una sociedad limitada para realizar su actividad empresarial.

La razón fundamental de este tipo de estructuras es proteger su patrimonio en caso de que la actividad empresarial vaya mal. Y, nuevamente, de vez en cuando, nos encontramos con empresarios que caen en la trampa de avalar su financiación con la patrimonial, dejándolo nuevamente desprotegido.

En Ribes & Asociados podemos ayudarle realizando un plan de viabilidad que sea la herramienta adecuada y necesaria para conseguir un correcto y justa financiación.

© 2020 Ribes Associats | Avís Legal | Política de Privacitat | Design piqture.